Chuletas al horno de chivo lechal malagueño

Imagen
 Chivo lechal malagueño, joya de la gastronomía. La provincia malagueña puede presumir de tener una de las razas autóctonas española de ganado caprino más importante del mundo "la cabra malagueña" La marca de garantía chivo lechal malagueño implica el cumplimiento de todas las fases de la cadena, desde la producción, hasta el destino final.  Sus progenitores son  100% raza autóctona malagueña,  están inscritos en el libro genealógico de la raza.  El chivo lechal malagueño  es un animal de un  mes de edad, su peso en vivo  oscila entre 8 y 10  kg y entre 4 y 6 kg en canal, y es alimentado con  leche. La cabra malagueña pastorea en un enclave único, alimentádose de forma natural dando como resultado, una leche y carne llena de matices y aromas. Textos de la red.   Ingredientes:  Chuletas de chivo lechal malagueño 1 cuchara de aceite de oliva virgen extra 2 dientes de ajo 2 ramitas de perejil sal y pimienta negra recién molida   Modo de hacerlo: Precalentamos el horno a 160º Es

Dorada a la plancha

 Hay algo más delicioso que un buen pescado a la plancha, sobre todo si está fresco, fresquiísimo como este, el olor a mar que tiene es impresionante, la carne prieta, unas escamas bien pegadas a la piel, unos ojos brillantes y  saltones, y unas espinas casi transparentes y es lo que nos indica que estamos delante de un pescado fresco, en este caso un par de doradas salvajes,  medianas de tamaño que al comerlas,  quitan hasta las penas.


Ingredientes:
2 doradas salvajes
1 cucharada de aceite de oliva virgen extra
1 diente de ajo
2 ramitas de perejil fresco
unas gotas de zumo de limón

Modo de hacerlo:
En un cuenco pongo el ajo picado, el perejil picado y el aceite de oliva, lo mezclo todo y lo reservo.

Caliento la plancha y pongo el pescado, la dejo unos minutos por cada lado, el tiempo como siempre dependerá del tamaño y de cómo nos guste el pescado,  a mi personalmente no me gusta que esté muy hecho.
Pongo el pescado en el plato y lo baño con una cucharadita del aceite que tenía reservado y le añado unas gotas de limón.
Y para completar el almuerzo lo acompaña de unas almejas salteadas, todo una delicia.


Comentarios

  1. Si lo sé me voy a tu casa a comer,dorada,almejitas.....que rico!

    ResponderEliminar
  2. Ole y ole a este dorada deliciosa! A mí me encanta, pero me resulta casi imposible encontrar doradas salvajes. Mi mercado cercano tiene dos puestos de pescado y hay que conformarse, como no me vaya mínimo al de Huelin, nada de nada.

    Nunca he hecho la dorada a la plancha, así, entera. cuando la hago a la plancha la pongo a la espalda, y si la hago entera, va al horno, pero vamos, que viendo lo bien que te ha salido, vale la pena probar.

    Yo hoy como salmón en papillote con su cebollita en juliana y unas patatas bien finitas, una de mis locuras...

    Un beso guapa, nos vemos en unos diitas!

    ResponderEliminar
  3. Reme, que razón tienes. Cuando un pescado es fresco no hay manjar que supere su sabor. Un besazo.
    cosicasdulces.blogspot.com

    ResponderEliminar
  4. Es lo mejor un pescado fresco y rico a la plancha vuelta y vuelta....unn que rico. Con tu permiso me quedo para seguir tus recetas, me gusta tu cocina, un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Reme que cosa más rica por dios, y menuda foto se esta saliendo, muy buena. besos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Ensalada cateta

Sardinas a la moruna

Pollo en pepitoria